El retraso en la entrega del fertilizante gratuito puede ser catastrófico: Evencio

44

*Derivaría en ingobernabilidad, dice

FERNANDO POLANCO OCHOA/IRZA

CHILPANCINGO, GRO.

Líderes campesinos advirtieron el “fracaso” del programa de fertilizante, lo que derivaría en ingobernabilidad y desabasto de granos básicos para el ciclo verano invierno.

En la conmemoración del centenario de la muerte de Emiliano Zapata, en el centro de esta capital, Evencio Romero Sotelo, líder de la Liga de Comunidades y Sindicatos Campesinos, alertó diversas inconsistencias.

Durante el evento efectuado en el busto del legendario luchador campesino, ubicado en el andador Zapata de esta ciudad capital, advirtió que “algo grave puede pasar” porque para esta fecha de otros años el insumo ya estaba en la parcela del campesino.

Cabe recordar que el 28 de marzo del 2018 el gobernador Héctor Astudillo Flores encabezó el banderazo para la distribución de las 180 mil toneladas de fertilizante gratuito, cuyo evento se efectuó en el parque Margarita Maza de Juárez, al norte de la ciudad.

“En este momento, la información que tengo es que no hay ningún bulto (de fertilizante) en los centros de acopio de los 81 municipios”, afirmó el líder campesino, quien aseguró que la distribución tarda aproximadamente dos meses.

Advirtió también que la distribución se volverá un problema porque los campesinos pagarán el flete para trasladarlo del centro de acopio a su comunidad y ejemplificó que la comunidad de Mezcaltepec está ubicada a tres horas de Acatepec, su cabecera municipal. “Va a salir más caro el caldo que las albóndigas”.

_¿Qué pasaría si no se entrega a tiempo?

_Que Dios nos agarre confesados”, soltó.

Romero Sotelo reveló que ante el Registro Agrario Nacional (RAN) “no hay todavía un solo contrato de arrendamiento parcelario inscrito”, pese a que el gobernador Astudillo gestionó que el plazo se ampliara hasta el 15 de mayo.

Consideró que este requisito es “violatorio” de la Constitución General de la República pero que el gobierno federal lo impuso para comprobar que el campesino realmente utiliza el insumo en la producción de maíz, arroz o frijol.

Agregó: “No es la cultura de los campesinos”, dijo Evencio y comentó que los campesinos acostumbran firmar contratos simples para la renta de sus tierras, avalados por el comisariado ejidal o por los presidentes municipales. Los genios de la Sader (Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural) no saben lo que es el campo guerrerense”.

Sin pretender, dijo, ser “ave de mal agüero”, advirtió que si la operación de este programa falla en Guerrero será responsabilidad del gobierno federal, cuyas autoridades “no quieran endosar una factura al gobierno estatal ni a las organizaciones, que hemos puesto nuestro empeño”.

“Porque la inexperiencia, improvisación y falta de tacto de cómo debe actuarse en Guerrero está provocando que posiblemente quedemos en desabasto de maíz el próximo ciclo primavera verano”, lo que posiblemente provoque alzas en precios de productos básicos como la tortilla alertó.

Comentó además que el gobernador Astudillo encabezó reuniones regionales con alcaldes de los 81 municipios y líderes campesinos, para que Jorge Gage, responsable del programa, y el “superdelegado” federal en Guerrero, Pablo Sandoval Ballesteros, explicaran las reglas de operación, fechas de distribución y condiciones de entrega.