Acuerdo de AMLO con EUA eliminó amenaza arancelaria, reconoce Astudillo

30

JONATHAN CUEVAS

CHILPANCINGO, GRO.

El gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores, reconoció que si el gobierno de Estados Unidos hubiese aplicado los impuestos del 5% a los aranceles mexicanos, los productos nacionales se habrían visto afectados, generando a la vez problemas graves a la economía de las familias.

Lo anterior lo dijo este domingo, durante la inauguración de la rehabilitación de la cancha de fútbol y canal pluvial en la colonia Capellanía, en Chilpancingo, obra en la que se invirtieron 5 millones 831 mil 520 pesos.

Durante su mensaje, el jefe del Ejecutivo estatal habló de su asistencia al “acto de unidad” en Tijuana, convocado por el presidente Andrés Manuel López Obrador para “defender la dignidad de México”, luego de las amenazas de su homólogo Donald Trump sobre la aplicación de impuestos arancelarios.

Dijo que si el gobierno del país vecino hubiese aplicado el impuesto al arancel mexicano “iban a ocasionar que el aguacate costara un cinco por ciento más, después un diez y hasta un 25 más”, provocando aparte problemas en los bolsillos de los mexicanos, además de que en meses próximos el mango, coco y otros productos guerrerenses ya no serían recibidos en los Estados Unidos.

“El arreglo que se tuvo con el gobierno de los Estados Unidos no fue el mejor, pero fue eliminada la amenaza de que se colocaría esta carga impositiva a todos los productos mexicanos”, celebró Astudillo Flores de extracción priísta.

El mandatario dijo que ahora el titular del Poder Ejecutivo federal deberá cumplir con el compromiso que hizo con Trump, en el sentido de frenar la inmigración irregular proveniente del Centro y Sur de América.