Saquean oficinas y secuestran a empleados de SLA, vecinos de Pueblo Hidalgo

468

*Un total de 12 empleados del ayuntamiento de San Luis Acatlán, fueron privados de su libertad, para obligar al alcalde a cumplir sus caprichos y que les entregue 13 millones de pesos: 10 para obra pública y 3 millones para programas sociales

*Armados de palos y machetes, tomaron el cuartel de la Policía Preventiva Municipal y se llevaron armas, patrullas y pertrechos

*Pretendían llevarse al alcalde Agustín Ricardo, pero al no localizarlo en su casa, causaron destrozos en la fachada y destruyeron las cámaras de seguridad

FRANCISCO JAVIER HERNÁNDEZ

SAN LUIS ACATLÁN, GRO.

La tarde de este lunes, habitantes de Pueblo Hidalgo incursionaron en la cabecera municipal de San Luis Acatlán, secuestrando a varios empleados del Ayuntamiento, además incursionaron al cuartel de la Policía Preventiva Municipal, de donde sustrajeron vehículos, armas y municiones del Banco de Armas, que están bajo supervisión de la Sedena.

Fue alrededor de las 2:00 de la tarde, que unos 500 habitantes de esa localidad arribaron a la cabecera municipal, agrupándose en la explanada del palacio municipal, donde realizaron pintas en el inmueble, en exigencia de los 13 millones de pesos que piden que el alcalde Agustín Morales Ricardo les entregue para ejercerlos de manera directa en Pueblo Hidalgo; es decir, 10 millones de pesos para obras y 3 millones en programas sociales, argumentando que se les debe entregar lo que ya no se les dio en fertilizante.

Posteriormente, aproximadamente a las 2:20 horas, alrededor de 100 habitantes de Pueblo Hidalgo, se apersonaron al cuartel de la Policía Municipal, ubicado a la salida de la cabecera municipal en dirección a Marquelia, donde ocasionaron daños a varias oficinas, además de sustraer todas las armas y municiones del Banco de Armas.

Asimismo, se tuvo conocimiento que los pobladores ingresaron de manera violenta a las oficinas del cuartel de la Policía Municipal, rompiendo puertas, agrediendo con palos, varillas y machetes al personal que se encontraba en el lugar.

Ahí tomaron como rehenes a ochos policías municipales, entre ellos al sub director, Francisco Villar Morales; a los policías, Carmen Santiago Martínez, María Guadalupe Domínguez Rentería, Felipe Sánchez Ventura, José Antonio García Rivera, Ángel Gabriel Vázquez Vázquez, Eliseo Rivera Abarca y Ángel Evangelista Patricio.

También se llevaron al director de Protección Civil, Javier Hernández Ramírez, y a un elemento de esta dependencia, identificado como Daniel Florentino Juárez, así como también al sub director de Tránsito, Jorge Nazario Vázquez y otro empleado identificado como César Nava Ramírez.

En total, 12 empleados que fueron privados de su libertad por habitantes de Pueblo Hidalgo.

Armas y vehículos

sustraídos

Durante su incursión al cuartel de la Policía Municipal, habitantes de Pueblo Hidalgo rompieron los candados del depósito de armamento, de donde sustrajeron 6 pistolas calibre 9mm PX4, abastecidas con 15 cartuchos útiles cada una, para un total de 90 cartuchos útiles; 3 pistolas 9mm FS, abastecidas con 15 cartuchos, para un total de 45 cartuchos 9mm.

Además, 9 FAL calibre 7.62mm, con 50 cargadores abastecidos, para un total de mil cartuchos de este calibre; 25 Fúsil Beretta, calibre 223mm, abastecidos.

Por lo que armamento faltante es, 6 pistolas PX4 9mm, 3 pistolas 92FS 9mm, 9 FAL, 25 Fúsil Beretta calibre 223; además de 135 cartuchos 9mm, 1000 cartuchos calibre 7.62mm y 780 cartuchos calibre 223 para Fúsil Beretta.

Así como también, 20 bastones policiales PR24; 11 radios portátiles de la marca Kenwood, 3 radios móvil en patrullas; un radio base con sus respectivos cargadores, 4 patrullas marcadas con números económicos RAM 01, FORD 02, RAM 06 Y FORD 08; 4 gatos hidráulicos, 4 machetes con cubiertas; 4 picos; 4 palas, 4 llantas de refacción; 4 rollos de cable azul para remolcar de 20 metros cada uno; 4 cables pasa corrientes; llaves de cruz, 4 lonas de las patrullas, 13 lámparas de mano con cargador de pilas, 10 chalecos, 20 placas antibalas, 4 equipos de cómputo completos, 4 impresoras, 4 llantas nuevas rin 17, una llanta para camión, además de romper la puerta de la oficina del juez calificador.

También sustrajeron 70 uniformes de policía completos: pantalón, botas, camisolas, playeras, gorras, así como 70 impermeables nuevos, lo mismo que documentación oficial de la dirección de Seguridad Pública y del personal.

Además, se llevaron la camioneta de la Dirección de Agua Potable.

 

Empleados golpeados

Durante esta incursión, varios empleados municipales fueron retenidos por los enfurecidos habitantes de Pueblo Hidalgo, quienes armados de palos subieron a varias camionetas a los empleados, además de golpear a varios de ellos, como es el caso del oficial mayor, Uriel Álvarez Pacheco quien debido a las lesiones sufridas, tuvo que ser trasladado a un nosocomio de Acapulco para que recibiera atención médica especializada, con un probable diagnóstico de traumatismo craneoencefálico.

Asimismo, se tuvo conocimiento que los enardecidos pobladores de Pueblo Hidalgo, se apersonaron al domicilio del alcalde, Agustín Ricardo Morales, donde realizaron actos vandálicos, rompiendo vidrios de la vivienda, además de dañar las cámaras de seguridad, al no encontrar al alcalde, a quien pretendían llevárselo para hacerlo cumplir con los acuerdos que fueron firmados bajo presión, el 15 de marzo pasado en Pueblo Hidalgo.

Los protagonistas

De acuerdo con los datos obtenidos, uno de los que protagonistas de esta incursión, fue el ex regidor emecista de Desarrollo Rural, César de Aquino Morán, compadre del ex tesorero y ex candidato a la alcaldía por MC, Adair Hernández Martínez, quien es señalado de estar detrás de todo este movimiento, al igual que el ex alcalde, Javier Vázquez García.

Asimismo, son señalados Timoteo Paulino González, Eduardo Bello Flores, Julián Basurto García, Prisciliano García Cándido, Sara García Cándido, Salustiano García Mendoza, Juana García Dolores, Samuel Laureano Linares, José Mendoza Cantú, Cosme Mendoza Cantú, Jaime García Cándido y Francisco García Cándido.

En la pared frontal del palacio municipal, los habitantes de Pueblo Hidalgo pusieron los siguientes mensajes con pintura roja: “EXIGIMOS LA LIBERACIÓN DE RECURSOS PARA EJECUCIÓN DE OBRAS (10 MILLONES DE PESOS)”, “PRESIDENTE AGUSTÍN LO ESPERAMOS EN PUEBLO HIDALGO YA QUE DICES QUE ESTAS ABIERTO AL DIALOGO (MENTIROSO)”.

Hasta el cierre de esta edición, autoridades estatales no han dado declaración alguna sobre esta situación, por lo que familiares de las personas que fueron privadas de su libertad temen por sus vidas.