INAH amplía oferta museística en Acapulco

35

* Inaugura tres salas permanentes y la exposición temporal “Guerrero. El pueblo del jaguar” en el Museo Histórico de Acapulco, Fuerte de San Diego

DGCS INAH

ACAPULCO, GRO

Con la apertura de las salas permanentes Siglo XIX; Porfiriato y Revolución; y Acapulco Contemporáneo, así como la inauguración de la exposición temporal “Guerrero. El pueblo del jaguar” en el Museo Histórico de Acapulco Fuerte de San Diego, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), celebra la ampliación de la oferta museística y la culminación del discurso narrativo museológico y museográfico de este recinto guerrerense.

Así lo manifestó Juan Manuel Garibay, coordinador nacional de Museos y Exposiciones del INAH, durante la inauguración de los tres nuevos espacios y la muestra.

Dijo: “integramos tradiciones e identidad invaluables en un viaje a través de la historia de México, la cual es el tesoro que resguarda esta fortificación”.

Abundó que la exposición dedicada al jaguar, animal emblemático de esta entidad, se conforma de 90 piezas arqueológicas, provenientes de cuatro museos del INAH, y de 200 objetos etnográficos de colecciones privadas.

Al respecto, la antropóloga Blanca Jiménez explicó que la importancia de este felino en Guerrero se atestigua en variadas manifestaciones de las culturas prehispánicas, entre ellas las pinturas rupestres de Acatlán, Cahuaziziqui y Juxtlahuaca, y en la arquitectura monumental de Teopantecuanitlán y los petrograbados de Atoyac y Acapulco.

“Evidencias culturales de tiempos tempranos demuestran que el hombre confirió a este animal potencialidades de la naturaleza, de la noche y del retumbar de trueno. Como deidad primigenia tuvo un papel importante en los mitos de creación, los ciclos de renovación y la fertilidad de la tierra”.

Por esa importancia y trascendencia se diseñó la exposición ‘Guerrero. El pueblo del jaguar’, resultado de una investigación interdisciplinaria por parte del Centro INAH Guerrero y del Programa Nacional de Etnografías de las Regiones Indígenas, de la Coordinación Nacional de Antropología del INAH.

Se distribuye en dos salas museográficas. La primera abarca la representación del felino desde los albores de los tiempos olmecas hasta la Colonia. Mientras, la segunda versa sobre su presencia en la etnografía, a través de festividades y rituales agrícolas, tomas de poder de autoridades comunales, artesanías y obras artística de pintores contemporáneos.

En su intervención, la presidenta municipal de Acapulco, Adela Romero, aseguró que la muestra temporal contribuye a fortalecer la cultura local y acercar episodios grandiosos de su historia a la población acapulqueña y al turismo nacional y extranjero.

Guerrero. El pueblo del jaguar está dividida en dos salas, la primera, cuya curaduría corrió a cargo del arqueólogo Miguel Pérez Negrete, reúne 90 piezas arqueológicas, nueve facsimilares de códices, entre ellos del Azoyúy el Lienzo de Chiepetlán, e incluye reproducciones arqueológicas de escudos y armas.

Sobresalen piezas como La representación en piedra de un jaguar copulando con un hombre, la cual data del periodo Clásico (200-600 a.C.) y proviene de la región norte del estado; y un hacha votiva y seis figurillas de jadeíta de manufactura olmeca, cuya antigüedad se calcula entre 1000 a 800 a.C. Los acervos proceden de cuatro museos del INAH en Guerrero: el Guillermo Spratling, el de Sitio de Xihuacan, el Regional de Guerrero y del Fuerte de San Diego, además de préstamos de piezas del Proyecto Arqueológico de la Costa Grande.

La segunda, curada por el doctor Samuel Villela, contiene 200 piezas etnográficas de las colecciones privadas de Juan Carranza y Guadalupe Morales Grifaldo, entre ellas indumentaria y trajes de hombres-jaguar, muchos de los cuales han sido “bailados” en las festividades. La exposición se permanecerá hasta enero de 2020.

Nuevas salas

A la par de la inauguración de la muestra temporal, se abrieron las salas exposición permanente Siglo XIX, Porfiriato y Revolución, y Acapulco Contemporáneo, las cuales complementan el discurso museográfico del Museo Histórico de Acapulco, Fuerte de San Diego, en el marco de sus 80 años dedicados a la protección, investigación y difusión del patrimonio.

La Sala Siglo XIX incorpora 30 piezas relativas a hechos relevantes de este periodo, desde el primer imperio, con Agustín de Iturbide, la instauración de la República, el gobierno y derrocamiento de Antonio López de Santa Anna por el general Juan Álvarez, y las Leyes de Reforma, hasta el segundo imperio, con Maximiliano de Habsburgo.

La Sala Porfiriato y Revolución presenta 40 objetos, los cuales dan cuenta de la vida de Porfirio Díaz a través de una ambientación; y de los sucesos del movimiento armado, en particular sobre el general Silvestre G. Mariscal, revolucionario guerrerense.

Finalmente, la Sala Acapulco Contemporáneo, a través de una ambientación, muestra la transformación del municipio de Acapulco tras la Revolución, desde la década de los años cuarenta a la fecha, incluidos sus perfiles turístico y cinematográfico.

Al evento también asistió Mauricio Leyva Castrejón, secretario estatal de Cultura, en representación del gobernador Héctor Astudillo Flores; el capitán Manuel Romero López, representante del almirante Francisco Limas López, comandante de la VIII Región Naval; Adela Román Ocampo, presidenta municipal de Acapulco; Blanca Jiménez, directora del Centro INAH en la entidad; y Víctor Hugo Jasso Ortiz, director del Museo Histórico de Acapulco.